Eli Wallach Q.E.P.D

Eli Wallach

Ayer, veinticinco de Junio, murió el hombre que interpretó a Tuco y nos mostró que es más hermoso ser feo que bueno o malo. En aquella película (El bueno, el malo y el feo), Wallach se levantó por sobre Eastwood y Lee Van Cleef, dos de los más grandes actores que tuvo el spaghetti western. Si bien su trabajo actoral se extiende por muchos géneros cinematográficos y el teatro, lo recordamos en sus apariciones en este género europeo de los años sesenta.

El rodaje de “El bueno, el malo y el feo” se hizo en Almería  y, desde ese momento, Wallach jamás le dio la espalda a España, como lo comentó él mismo durante la presentación del libro “Eli Wallach, vitalidad y picardía” en el festival Almería de corto de 2006:

 

Su participación en la película de Leone fue su llegada triunfal al mundo del western europeo aunque antes hubiera participado en películas tan importantes como “Los siete magníficos”. Su trabajo con Leone lo inmortalizó y lo hizo uno de los actores que interpretó a los villanos más entrañables. A continuación, su portentosa conquista de Europa:

 

En 1968 apareció en otro spaghetti western llamado “Los cuatro truhanes”. En este trabajo compartió el plató con la pareja que, en la década siguiente, se haría tan famosa en la etapa humorística del medio oeste europeo : Bud Spencer y Terrence Hill. Este trabajo, aparte del destacado papel de Wallach, tuvo la particularidad de que los niños que eran asesinados en “Érase una vez en el oeste” también aparecen en una escena; lo interesante de esto es que no es uno de los tan usados homenajes que circularon en este género sino que fue coincidencia pues el estreno de las dos películas estuvo distanciado por dos meses a lo sumo.

Wallach también actuó con otros dos gigantes del Spaghetti Western: Franco Nero y Giuliano Gema. Con el primero trabajo en “Viva la muerte… tuya”, una película de 1972:

 

Con Gema estuvo en “El blanco, el negro y el amarillo”. la última película que dirigió Sergio Corbucci en el género (él también dirigió “Django”, protagonizada por Franco Nero y  “El gran silencio”, donde se destacó como villano Klaus Kinski). Este trabajo fue la última actuación de Wallach en el Spaghetti Western, cerrando una dorada época que no concluyó con tremendismo sino como una comedia embadurnada con risas melancólicas:

 

 

Ha muerto Eli Wallach. Nos queda Clint Eastwood, ese cruel tan bueno.

Etiquetas: , , , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: